Monday, August 27, 2007

Empiezo a temer a los domingos. Por alguna extraña razón es la segunda o tercera vez que acabo en el hospital en ese día. La vez pasada con esa infame apendicitis y ahora con una "intolerancia alimenticia".
Según el enfermero que me internó ayer en el seguro, la gente que se enferma en domingo es porque es celosa.... osea!
Tengo miedo de que sea domingo, tengo miedo de que sea ese día maldito y otra vez, me choquen el lunes porque me levanté con el pie izquierdo. Ese taxista de seguro no se dio cuenta del alto, pero mi cuello y mi cabeza aun duelen. Y mi estómago y no tengo ganas de hacer nada...

No soy supersticiosa pero a partir de mañana dormiré del otro lado de la cama. Y los domingos especialmente me dedicaré a limpiarle el aura a la casa..

1 comment:

Belinda Morquecho Chavez said...

hola pues hechale muchas ganas y no pienes que son dias malditos solamente son días que coinciden